Cometa C/2020 F3 Neowise

A veces, en muy contadas ocasiones, la Naturaleza nos regala espectáculos impresionantes, totalmente inesperados. Es el caso del cometa C/2020 F3 Neowise, un cometa de largo período descubierto por el telescopio espacial NEOWISE visible con prismáticos e incluso, desde cielos poco contaminados, a simple vista.

Cometa C/2020 F3 Neowise | © Steve Peters

Los cielos matutinos de principios de junio muestran un visitante que, si bien era esperado, no lo era tanto el brillo que está desarrollando, lo que lo hace visible con prismáticos e incluso, desde cielos poco contaminados, a simple vista.

El cometa tuvo su máximo acercamiento al Sol (lo que se conoce como perihelio) el pasado 3 de julio. El mayor acercamiento con nuestro planeta lo tendrá el día 23 de julio por lo que disponemos de dos semanas para localizarlo, aunque siempre antes del amanecer y hacia el horizonte noreste. Eso si, muy bajo sobre el horizonte. Es importante destacar que el cometa ha brillado la primera semana de julio cercano a la  magnitud 0, pero para el máximo acercamiento a la Tierra habrá bajado, según las previsiones, a la cuarta magnitud. Es una lástima que se sitúe tan bajo sobre el horizonte porque de haber sido su trayectoria más elevada en el cielo hubiésemos tenido un cometa de los que no se olvidan.

CÓMO Y DÓNDE OBSERVARLO

Para empezar hay que levantarse bien temprano, un buen rato antes del alba. Buscaremos un horizonte noreste despejado y oscuro. A continuación nos situaremos en la constelación de Auriga como aparece en la imagen e intentaremos localizar el cometa. Es muy conveniente hacerlo primero con prismáticos y después comprobar si somos capaces de resolverlo a simple vista. La luz de la Luna no nos permitirá disfrutar de un cielo oscuro hasta el día 11, precisamente el día que dejaremos de verlo al alba. Un día antes, el 10, lo podremos ver solo unos 7 grados por encima del horizonte tal y como aparece en la imagen a las 6:00 horario peninsular español (4:00 TU). El cometa brillará en torno a la segunda magnitud y su cola será perfectamente visible.

A partir del día 17 el cometa ya podrá observarse en los cielos vespertinos en los lugares más meridionales del país a una altura también baja sobre el horizonte. Lo hará recorriendo la débil constelación del Lince. Cuanto más al norte habrá que esperar algunos días más para observarlo con comodidad. A partir de ahí también irá perdiendo brillo y, durante todo el mes de julio, irá atravesando las constelaciones del Lince, la Osa Mayor, los Perros de Caza y la Cabellera (Coma) de Berenice. Precisamente el último día del mes estará muy cera del asterismo de Coma. Así quedaría configurada la posición del cometa el día 17 de julio, ya en el horizonte noroeste y con horario más cómodo aunque, muy previsiblemente, más bajo de brillo. Aquí, en el gráfico, lo vemos localizado justo debajo de la Osa Mayor. Insistimos en que es importante usar prismáticos para ello pues el cometa estará inmerso en las luces crepusculares. Los días siguientes si podrá observarse con más comodidad pero también más débil de brillo.

Mapa estelar detallado, con el recorrido aparente del cometa por la bóveda celeste. Click en la imagen para versión imprimible.

Extraido de https://www.astroilusion.es/guia-rapida-para-observar-al-cometa-c-2020-f3-neowise/